“Estamos trabajando en un aumento paulatino de los controles”.

Así lo indicó el Director de Gobierno e Inspección General, Ezequiel Ríos, al referirse al trabajo que viene desarrollando esta área municipal. 

El tránsito en la ciudad es uno de los puntos donde la actual gestión se encuentra haciendo hincapié, en vías de lograr una circulación ordenada.

Ríos indicó al respecto: “debido al aumento de los controles, y si uno toma en cuenta las estadísticas, se nota un aumento en los controles del año 2017 sobre el 2016 y ahora en lo que va del 2018, continuando con esa curva ascendente en el índice de controles. Esto se nota en la estadística mensual de infracciones. En febrero se labraron alrededor de 120 infracciones lo cual marca un hito, porque nunca se habían labrado más de 100 infracciones en un mes y eso es el resultado de mayores controles, tanto fijos como en la recorrida que realizan los móviles de Guardia Urbana diariamente por la ciudad”. Hay que tener en cuenta que en febrero del 2017 se habían hecho 73 infracciones

“A raíz de este trabajo que realizan los móviles, se ha incrementado el número de infracciones a camiones, en un mayor número aquellos que se encuentran estacionados y en menor medida circulando en la ciudad”, resaltó Ríos y agregó que “también ha habido un incremento en las infracciones a los vehículos que estacionan en el medido y pago sin abonar el importe correspondiente”. 

El funcionario municipal explicó que “no hay ninguna ordenanza que obligue a los camioneros a estacionar en la playa de estacionamiento, la playa es una alternativa que brinda el Municipio desde hace unos años, pero no es obligatorio llevar el camión hasta este espacio”.

“Lo que la ordenanza marca –continuó Ríos- es la prohibición de estacionar para todo aquel vehículo de más de 3600 kilos, en el radio comprendido por Bvard. 0 a calle 29 y de Bvard. 40 a Bvard. 64 y tampoco puede circular en las calles asfaltadas del radio mencionado. Por lo cual, todo vehículo de estas características, puede ser infraccionado”. 

 

Infracciones más habituales. 

El Director de Gobierno e Inspección General señaló que “las infracciones más comunes que se registraron en este último tiempo son las de los camiones estacionados en lugares no permitidos; las de vehículos estacionados en radio céntrico sin abonar el medido y pago o por estacionar en ochavas, rampas o lugares que no están permitidos”.

Ríos explicó que las motos representan la parte más complicada en cuanto a tránsito en la ciudad, ya que es la más difícil de controlar: dado que no se puede poner en riesgo ni la integridad física del infractor ni de terceros realizando persecuciones innecesarias. “En este punto estamos teniendo colaboración de personal de policía, realizando controles importantes y operativos cerrojos. En lo que va del año, se van secuestrando alrededor de 30 motos más las motos que se han infraccionado”. 

Último primer día de clases en secundaria. 

“Para este día en particular se tomaron medidas preventivas. Personal de Guardia Urbana y Policía estuvo durante toda la noche cerca de los lugares de reunión de los chicos, como una forma de cuidarlos a distancia sin interferir en sus festejos y en las actividades que habían organizado” expresó Ríos y agregó: “una vez que salieron de sus lugares de reunión los acompañamos hasta la plaza, que es donde se reunieron”.

Ríos destacó: “no me quedan más que palabras de felicitaciones, primero por la etapa que están transitando y a los padres, que acompañaron, ya que el comportamiento fue excelente. Creo que el hecho de que no haya sucedido nada malo, es mérito de los chicos que entendieron cuál era el motivo y cómo se debe festejar, sumado al acompañamiento de los padres, lo que dejó en segundo plano el rol del Municipio”. 

A futuro. 

Ezequiel Ríos manifestó que “nos queda mucho trabajo por hacer, si bien el índice de infracciones ha subido, no es el ideal. Uno ve muchas más infracciones que las que llegan a ser labradas realmente. La idea nuestra es que este número se incremente durante unos meses y que después este número empiece a caer, ya que el objetivo es que el ciudadano comprenda que tiene que respetar las normas y de esta manera nosotros no hacer tantas infracciones”.

“La idea es que a fin de año o en el próximo año, los inspectores de Guardia Urbana no tengan casi infracciones que hacer porque los vecinos comprendieron que, si queremos tener una ciudad ordenada, todos tenemos que aportar nuestro granito de arena respetando las ordenanzas vigentes”, finalizó el Director de Gobierno e Inspección General.

Por último, para denuncias sobre situaciones referidas a tránsito, los vecinos pueden comunicarse al Tel.: 46 4453.

Dirección de Comunicación – Miércoles 14 de marzo de 2018

 

   

  

  

  

  

 

 

 

 

 

 

 

 Concejo Escolar